jueves, 4 de febrero de 2010

Niebla espesa y baja. Eso es la neblina

El día de hoy las nubes estuvieron dándonos la piel. Aún están, no se ve más allá de unos metros. El día se nos da neblinoso.

Neblinear es lloviznar pero enebral es un sitio poblado de enebros.
Mariana y yo leemos por las noches un libro maravilloso Historias de la otra tierra, de Paloma Orozco Amorós y en uno de los textos, no son cuentos, o sí, pero poquito, más bien son maneras de jugar con las palabras (alguien podrá decir que los cuentos también son eso y lo son, por supuesto), "El coleccionista" gozo sabiendo que almario es donde se guardan las almas, nacen así almatoste almanaque almaneario... Me gusta. El personaje de esta historia colecciona palabras pero no tiene alma. Es un diccionario desalmado, le digo a Mar. Ella disfruta y ríe hermoso.
En el diccionario encuentro: (¿nube?) "meona. f. Aquella de la cual se desprenden gotas menudas que no llegan a ser llovizna."

nebladura. (De niebla y -dura). 1. Daño que con la niebla reciben los sembrados. (¿dura?, de duración o de dureza?) y 2 : ¡modorra del ganado lanar!

La nebrina es el fruto del enebro
Si yo pudiera vivir en un cuento escrito sería el verbo neblinear. (El cuento se llamaría "Llovizna sobre los enebros")

6 comentarios:

Pina dijo...

qué lindo cuento del cuento.
abrazos.

Abril Lech dijo...

Me han dado ganas, al leerte, de ver algunas de sus páginas. Anoto el nombre y busco si lo encuentro por aquí.

Hacía mucho que no pasaba y te encuentro romántica -o al menos me lo parece a mí-. Pero claro! Qué te voy a hablar de amor!!!!

Miriam García dijo...

Hola: ya busque tu comentario sobre la pintura en terciopelo y nada. Gracias Jose Fa.

Te dejo otro abrazo.

Buch dijo...

El enebro es majestuoso y justo. Aunque no cumple, debería dar un fruto enorme y rojo, y muy dulce. ¿Le perdonamos? La neblina es el fruto del enebro, sí. Es todo un título.

Besos, entre mujeres.

jose fá dijo...

Besos, Buch, enhebrado entre mujeres

jose fá dijo...

Ah, Buch, ni te dije: "La neblina es el fruto del enebro"... lLindísimo título, en ese cuento querrí ... si yo fuera...